“POBRE DE NOSOTROS SI PENSAMOS QUE LOS MUERTOS ESTÁN MUERTOS; HOY ESTÁN MAS VIVOS QUE NOSOTROS”

  

Consideran que tanto los paramilitares como el Estado deben redimirse. Los primeros por refugiarse en la comunidad, mientras que el segundo por omisión.

El Comité por los Derechos de las Víctimas de Bojayá reveló detalles del acto de reconocimiento en la responsabilidad y petición de perdón de las Farc por la masacre ocurrida el 2 de mayo del 2002, en la que murieron 79 personas y quedaron 100 heridas.

Aunque las comunidades víctimas reconocieron el acto como cumplimiento a los compromisos que asumió la guerrilla para la reparación integral, pidieron que se cumpla otras solicitudes que se hicieron en la mesa, en las que aseguran, se deben comprometer todos los responsables en los hechos de victimización.

El Comité mostró un video en el que la delegación de la guerrilla, en cabezada por alias Pastor Alape, pidió perdón a los familiares de las víctimas de este episodio cuando en medio de un combate las Farc lanzaron pipetas hacia la población civil, una cayó en la capilla donde se refugiaban centenares de personas.

El miembro de la delegación de las Farc en Cuba, tembloroso y con la voz entre cortada, reafirmó el arrepentimiento de ese grupo armado al margen de la ley y aseguró que estos actos no pueden volver a repetir: “Nosotros también, hemos llorado con respeto y honradez, por la muerte inocente de quienes esperaban misericordia. Por los hombres y mujeres ancianos, y niños que desde hace 13 años pesan sobre nuestros hombros, con el dolor desgarrador que les afecta a todos ustedes”.

En este sentido, aseguró que la guerrilla está comprometida con la intensión de seguir avanzando en el diálogo. “En esa dirección hemos desarrollado gestos unilaterales y medidas de desescalamiento para evitar nuevas victimizaciones. Estas acciones confirman que la paz pronto será una realidad”, añadió el guerrillero.

En el acto solemne se hicieron presente 700 representantes de las víctimas, provenientes de los consejos comunitarios de afrocolombianos y cabildos indígenas de Bojayá, para honrar la memoria de aquellas personas que fueron asesinadas.

No obstante, en un comunicado, las víctimas consideraron que el reconocimiento de la responsabilidad debe ser por parte de todos los actores: por un lado, de los paramilitares por haber tomado a la población civil como escudo humano; y el Estado por no haber acudido a las alertas tempranas que se enviaron pidiendo la intervención para prevenir estos hechos.

Aún no hay respuesta concreta en alguna de sus exigencias, por ello, solicitaron al Gobierno para que habilite una comisión de alto nivel precedida por el Ministerio del Interior para que se garantice los derechos a las comunidades de esta región.

Peticiones

Las víctimas piden la identificación de los restos de los cuerpos que quedaron entre el 21 de abril y el 2 de mayo del 2002, así como la construcción de un panteón para sus sepulturas dignas.

También buscan establecer en el antiguo lugar poblado de Bellavista, donde permanece la capilla en la que estalló el cilindro, un centro regional de memoria de las víctimas.

Entre estas condiciones también pretenden que el Gobierno y las Farc sigan dialogando, pero con la presencia de una delegación indígena y con un Consejo Nacional de Paz Afrocolombiano para que escuchen el enfoque diferencial que solicitan estas minorías étnicas de cara al fin del conflicto.

Finalmente, sobre el castigo que debería asumir la guerrilla por estos actos, el Comité manifestó que más allá de cárcel o máximos punitivos lo que quieren es la resocialización de los desmovilizados y alternativas de justicia que les garantice la verdad y la no repetición de actos tan lamentables como los ocurridos en Bojayá.

Liberarán a soldado

A través de un comunicado, el estado mayor del bloque Jorge Briceño de las Farc confirmó que tiene en su poder al soldado Jesús Ángel Rojas Delgado, adscrito a la compañía Santander, del batallón Juanambú con sede en Florencia (Caquetá). Asimismo, expresaron su disposición para liberarlo, por lo que solicitaron el acompañamiento del CICR.

De acuerdo a la guerrilla el soldado fue retenido cuando cumplía una misión de inteligencia por órdenes del teniente del ejército Ruiz Acevedo. Esto mientras supuestamente se hacía pasar por ayudante de un camión que transporta madera.

En ese sentido pidieron a los mandos militares que cesen esos operativos que no solo ponen en riesgo la vida de los soldados, sino que además atentan contra el cese al fuego unilateral.

http://www.lapatria.com/nacional/piden-las-farc-que-el-perdon-no-sea-de-dientes-para-afuera-229725

Libros e Informes

MISIÓN DE OBSERVACIÓN
Informe de la Oficina de la ONU para los Derechos Humanos sobre su Misión de observación den el Medio Atrato (20-05-2002)
BOJAYÁ, LA GUERRA SIN LÍMITES
Informe del grupo de memoria histórica de la comisión nacional de reparación y reconciliación
INFORME DEFENSORÍA DEL PUEBLO
Informe defensorial sobre la situación de derechos humanos y desplazamiento forzado en el municipio de Bojayá, Atrato Medio

Sobre el comite

Procesos con

               

Back to Top